Los campos de golf y el medio ambiente

El golf es un deporte que se ha vuelto muy popular por lo que en el mundo se han multiplicado el diseño y cosntrucción de campos de golf. Además ha generado emprendimientos urbanístico y turísticos asociados al mismo de gran relevancia e inversiones multimillonarias.

Solo en Europa hay 5200 campos de golf que en total cubren una superficie de 250.000 hectáreas.

Pero este deporte genera impactos ambientales negativos importantes como: utilizan grandes terrenos que podrían ser aprovechados por la comunidad entera y no solo una pequeña porción. Se alteran los niveles de los terrenos ocasionando muchas veces como consecuencias inundaciones en zonas aledañas, gastan mucha agua en el riego para su mantenimiento y pueden secar napas para la creación de lagunas artificiales, utilizan fertilizantes y plaguicidas, se utilizan ciertos tipos de césped que por lo general no son autóctonos por lo que se cambia la biodiversidad del lugar, estos son los aspectos mas controversiales de esta actividad.

Es muy importante que cuando se diseñen en este tipo de espacios sean tenidos en cuenta todos estos aspectos ambientales ya que existen alternativas y técnicas para que esta actividad produzca un menor impacto ambiental negativo en el entorno.

golfLa elección de la ubicación es fundamental para que el mismo no altere al medio ambiente ni a las poblaciones cercanas con sus actividades.

El golf se ha convertido en un gran negocio, se invierten millones de dólares en la construcción de complejos de golf, por lo que se debe exigir que antes del comienzo de las obras se lleven a cabo estudios de impacto ambiental que determinen que impactos ocasionara y que se busquen maneras de disminuirlo lo mas que se pueda.

Hay sufieciente tecnología, profesionales y medios para poder hacer de los campos de golf lugares mas amigables con el medio ambiente.

Déjanos tu opinión

Acepto la Política de privacidad

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.