En busca de anfibios presuntamente extinguidos

el-sapo-dorado

Un equipo internacional de biólogos ha emprendido una investigación para determinar cuáles de los anfibios que se creían extinguidos no lo están en realidad. La estrategia de búsqueda, que se desarrollará en 14 países, está coordinada por la organización Conservación Internacional (CI) y la Unión Intrenacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN). Ellas son las responsables de esta campaña de identificación de especies que se creían extinguidas, como es el caso del sapo dorado, el sapo escarlata o el sapillo pintojo de Israel. La familia de los anfibios es una de las más afectadas por la pérdida de biodiversidad. Tanto que se cree que una tercera parte de todas las especies de anfibios corren algún riesgo de desaparición.

Las causas de la disminución del número de anfibios hay que buscarlas en la desaparición de humedales, esto es, en el deterioro de su hábitat; así como en una pandemia que está haciendo estragos en las poblaciones de anfibios, como es chytridiomycosis, cuyo agente patógeno es un hongo acuático.

En total, se buscan pistas de la existencia de 100 clases distintas de anfibios. Los responsables del proyecto consideran esencial saber de la supervivencia de una especie con vistas a su conservación. No se puede conservar nada ignorando su existencia. La campaña se dará por concluida en octubre, cuando se den a conocer los datos en el marco del Convenio sobre la Diversidad Biológica, que tendrá lugar este año en Japón.

Fuente: foto

Déjanos tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.